Connecting Cities | Espacio público y Publicidad
15667
portfolio_page-template-default,single,single-portfolio_page,postid-15667,theme-bridge,bridge-core-1.0.7,select-core-1.2.1,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,boxed,vertical_menu_enabled,,qode-title-hidden,side_area_uncovered_from_content,columns-4,qode-theme-ver-19.1,qode-theme-bridge,disabled_footer_top,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.5,vc_responsive

Las ciudades se están equipando con pantallas cuyo fin no siempre responde a las necesidades o deseos de los espectadores/ciudadanos. Además la proyección de contenidos ha de superar una compleja trama de obstáculos cívicos, burocráticos y legislativos, para interactuar con el espacio público de manera abierta y libre.

La propuesta desarrollada en la segunda fase de Connecting Cities / Ciudad Participativa se centra en:
– Conocer qué se quiere proyectar en el espacio público.
– Conocer qué se puede realmente proyectar.
– Aclarar la naturaleza de las limitaciones de los contenidos para ser proyectados en el espacio público.
Esta investigación forma parte de la línea de trabajo que n’UNDO desarrolla sobre el contenido e impacto de las pantallas urbanas en el espacio público.
La investigación se centra en contenidos cinematográficos, aunque las conclusiones pueden extenderse a otros formatos audiovisuales.
El espacio físico se acotará al Barrio de las Letras de Madrid, en el entorno cercano de la pantalla urbana de Medialab-Prado.
Objetivos
El propósito principal de la investigación a través de un proyecto de participación ciudadana, enfocado en la escala del Barrio de las Letras de Madrid, es la reflexión sobre el uso y los contenidos de la pantalla digital de Medialab-Prado Madrid, su repercusión en la calidad de vida y el impacto en el entramado social del barrio.
Se establecen dos objetivos: en primer lugar, desarrollar metodologías que mediante herramientas de carácter participativo, permitan conocer los contenidos que interesan a los potenciales espectadores de las pantallas de la ciudad – de manera específica a los vecinos y usuarios del entorno de la pantalla de Medialab-Prado; y en segundo lugar, conocer las legislaciones, reglas y condicionantes que determinan que los contenidos puedan ser proyectados de manera libre, abierta y cívica.